jueves, noviembre 02, 2006

Matrix Reloaded: lo que pudo haber sido y (afortunadamente) no fue

Allá por 1999 (si es que estábamos en ese año y no en el 2199) se estrenó Matrix, una película de los hasta entonces desconocidos hermanos Wachowski. La película fue un éxito rotundo de taquilla y marcó los esquemas de una nueva generación de cine de acción. Tal fue su aceptación que en el 2000 planificaron hacer una segunda parte y una tercera, que tardaron tres años en rodar. Por aquel entonces yo era un mocoso de 15 años que estudiaba 3º de ESO. Tenía un compañero bastante trolero (y plasta) que presumía de haber visto en Canal + las primeras imágenes de la secuela de Matrix, que tenía el original título de Matrix 2. Yo sabía que era mentira lo que me contaba, porque yo tenía Canal + y no me constaba que hubieran emitido tal material, pero aún así le escuché a ver qué me contaba.

El tiempo ha demostrado que la tal Matrix 2 no iba tan desencaminada, empieza como la oficial, Matrix Reloaded, con Neo, Morpheo y Trinity llegando a Zion. En Matrix 2 también estaba Tanque, que también era bastante verosímil. Total, cuando aterrizan la Nebuchandazzer empiezan a descargar cosas de la nave. Durante un momento Trinity se queda sola dentro mientras sus compañeros descargan, y cuando éstos vuelven a dentro ven que la chica está conectada a Matrix y muerta. Entonces Morpheo le confiesa a Neo que ella siempre había sido como una hija para él, y le relata cómo la sacó de Matrix. Vemos entonces un flashback en el que aparece Morpheo de joven corriendo por los campos de cultivo de fetos (ojo, un humano sin más en la superficie conquistada por las máquinas). Se detuvo ante una cápsula en la que había un bebé, rompió el cristal y lo sacó de ahí (en Matrix habíamos visto cómo si desconectabas a alguien en plan bruto moría, pero aquí al bebé no le pasa nada). La criatura resulta que era Trinity. Cuando todos están hundidos por la nostalgia y la tristeza Tanque descubre que la chica sigue viva dentro de Matrix (esto también es curioso, ya que tiene sus similitudes con el principio de la tercera entrega, Matrix Revolutions). Así pues, Neo y Morpheo se disponen a entrar también para rescatarla. Y bueno, a partir de aquí se supone que empieza la acción de la película. El tio me contó también que al final nuestros protagonistas tienen que enfrentarse a una especie de luchador de Sumo gigante, y que para vencerlo Tanque configura una "fusión", es decir, la unión de dos individuos en uno: la parte derecha Neo y la parte izquierda Morpheo.

Horroroso, ¿verdad? Algunos pensarán que hubiera estado mejor que lo que hicieron los hermanos Wachowski, yo no me sumo a esa opinión. Porque aunque en Matrix Reloaded hicieron una chapuza, con una extrañísima estructura narrativa que alternaba constántemente entre diálogos filosóficos y escenas de lucha, en Matrix Revolution consiguieron compensar la ecuación y cerrando la trilogía dignamente, aunque sin duda la mejor de las tres siempre será la primera. Dios sabrá en qué hubiera terminado lo que se inventó mi compañero, ¿se os ocurre algo?

5 comentarios:

Carlos B dijo...

Juas, desde luego que imaginación tenía nuestro "amigo" "el gorra" XD. Lo del luchador de sumo y la fusión es la polla, pero vamos que los miles de agentes smith y la pelea a lo goku en la lluvia son del mismo palo...

¡Saludos!

larita croft dijo...

jajaja es que si vamos tanto la 3ª película original como lo que tu "amigo" te dijo son sacados de DB, ¿seguro que el luchador de sumo no convertía a la gente en tabletas de chocolate y se los comía? xD. Me ha hecho gracia lo que has contado de tu "amigo" porque a mi me paso lo mismo (pero con otra peli) con una "amiga". Un saludo ^^

Vivas dijo...

Una fusion dices? mitad blanco y mitad negro? o salia mulato? xD

Nos vemos!!

marco_099 dijo...

Hola,gracias por escribir en mi blog.
En lo personal me gustó como quedo Reloaded, aunque el final de Revolutiones me pareció fatal, yo pensé que Neo iba a duplicarse con el programa de Smith y tomar control de la Matrix o algo así, frfancamente me decepcionó.
Saludos!

deceloric dijo...

Desde luego la mejor opción es que no existiera la "saga" matrix, directamente. Si la primera es mala y simple, la segunda mueve a la risa con sus dialogos incapaces llenos de "eruditeces" la tercera ya es un videojuego.

Juas, juas... yo que tu miraria a ver en que anda metido tu amigo de la infancia... porque con 15 años no le costó inventar una parodia de toda una saga que ni siquiera podía haber visto entera.